buganvillas

La planta de Buganvilla se ha vuelto popular por lo colorida que es, de manera que es una de las principales al alegrar las temporadas de primavera y verano en cualquier patio o terraza. Resulta el arbusto tropical que más se ha cultivado en el transcurso de los años. Sigue leyendo para aprender todo lo necesario para disfrutar la vista donde decidas establecerla.

Es nativo de la costa de Brasil. Debido a su naturaleza, suelen tener tallos espinosos y en cascada,  ramas delgadas que se extienden en muchas direcciones y brácteas puntiagudas en forma de triángulo que protegen las pequeñas flores que van desde una gama de tonos malvas, lilas, blancos y hasta púrpuras.

Sus flores delgadas son de color crema rosa, rojiza y púrpura, con tubos muy peludos. La temporada de floración es recurrente después de un fuerte crecimiento vegetativo en respuesta al tiempo seco. Las espinas que lo cubren son cortas, delgadas y curvadas en las puntas.

Es una planta inmensamente llamativa, resistente y florida que recompensa a su propietario con una abundancia de color cuando es bien cuidada. Su versatilidad es legendaria, puede crecer como un pequeño arbusto de maceta manejable, como un bonsái o un árbol considerable que se esparce verticalmente en una pared, subir un enrejado y formar una corona hermosa en forma de arco.

Se convierte además en uno de los mejores setos, arbustos y revestimientos para cualquier jardín o fachada. Sin el Buganvilla, los caminos de parques y jardines serian menos coloridos de lo que se ven en la actualidad. Afortunadamente, en casi todos los paisajes se observan sus tonos brillantes que cubren el ambiente tropical.

Plantación de Buganvilla

Probablemente, el hecho más importante sobre su cultivo es que es una planta que realmente ama el sol y florece en climas cálidos. Con una exposición al sol de seis o más horas durante la mañana o una tarde caliente le asegurarán un buen follaje y sus flores grandes tan características.

buganvilla

Aunque no lo parezca, crecen muy bien en macetas; sin embargo, si se desea que cubran una pared en forma de alfombra gruesa de hermosas flores necesita ser plantada en el suelo.

Esta planta no es fina, y le hace bien casi cualquier suelo. Para grandes resultados:

  • Asegúrate que el suelo está bien drenado, contiene los nutrientes adecuados así como la humedad suficiente para su siembra.
  • No les gusta estar sobre exceso de agua, pero se cohíben al suelo extremadamente seco. Controla el sistema de riego.
  • Prefiere las temperaturas que varían de 70 a 75 grados F durante el día y no muy inferior a 55 grados durante las noches más frías.
  • Si lo prefieres, puedes dejarlo en la bolsa de cultivo al sembrar. Solo debes cortar el borde y hacer ranuras en los lados, así como en la parte inferior de la misma.

Una vez que conoces qué hacer para un óptimo crecimiento, al momento de sembrarla procura tomar en cuenta las siguientes recomendaciones:

  • Cava un agujero donde la vayas a sembrar dos veces tan ancho como profundo.
  • Introduce la raíz cuidadosamente.
  • Agrega una buena cantidad de compuesto orgánico hasta la mitad del agujero.
  • Humedece la raíz profundamente.
  • Termina por cubrir por completo la raíz con el compuesto.

Cuidados de la planta

La Buganvilla, muestra una vistosa elaborada variedad de flores y follaje brillante cuando se mantiene una rutina de cuidado. El mantenimiento depende de diversos factores como:

  • Tipo de suelo
  • Tamaño
  • Sistema de raíz
  • Temperatura del aire

Toma en cuenta estas recomendaciones para su cuidado:

  • Inspecciónala con regularidad.
  • Si está establecida en una maceta, riega agua profundamente 2 ó 3 veces por semana y procura que escurra muy bien.
  • Aprende cuando están cerca de marchitarse.
  • Inspecciona su humedad con frecuencia durante el verano.
  • Durante los días calientes poda por encima de un brote nuevo para establecer una forma deseada.
  • Retira tallos débiles o demasiado largos.
  • Plantada en jardín procura regarla una vez a la semana o menos.
  • Necesita de clima cálido.
  • Utiliza fertilizante equilibrado, que sea para todo uso a la mitad de una dosis común.

Plagas o enfermedades

Prácticamente se encuentran libres de plagas y son resistentes a las enfermedades. Las únicas plagas que pueden rodearla son las orugas, ácaros y áfidos que mastican las hojas. Al observarlas con detenimiento, podrás ver excremento negro alrededor de su base.

buganvilla flor

Una manera para controlar esta situación, son los aerosoles de aceite de neem recomendados para mantener las infestaciones bajo control. Además que debido a su naturaleza, este arbusto atrae mariposas y colibrís que le aportan fabulosos beneficios.

Las manchas foliares surgen si el follaje o suelo permanecen húmedos, especialmente en tiempo fresco. Elimina las flores, hojas, tallos y brotes que estén gravemente afectados para evitar su propagación.

De igual manera, aplica fungicidas específicos para controlar la situación por completo y vigila la incidencia de las aplicaciones cuando es época de lluvia porque termina eliminando el producto y retrasando su mejoría.

Consejos y recomendaciones finales

Los jardineros que cuidan de las Buganvillas en el jardín no necesitan preocuparse de mucho. A esta planta, como a muchas otras le hace bien las condiciones ideales de riego, siembra y suelo.

Entre los mejores consejos y recomendaciones finales que podemos compartir contigo se encuentran:

  • Prosperan en cualquier suelo, siempre y cuando esté bien drenado y sea fértil.
  • Asegúrate de no dejar que se seque entre regadas.
  • Mantén los contenedores húmedos. Procurando no caer en el exceso de agua.
  • Si deseas una buena floración dale al menos 6 horas al día de pleno sol.
  • Las temperaturas de crecimiento son los días calurosos.
  • No aplique fertilizantes en el suelo seco.
  • Para mejores resultados, ponla en pleno sol.
  • Utilízalo como seto o árbol. Sobre pérgolas, enrejados, edificios, paredes y cercas.
  • Una vez que se establece es tolerante a la sequía.
  • Pellizca o poda las puntas blandas de las ramas jóvenes para fomentar un crecimiento grueso y completo.
  • Si deseas que crezca contra la pared o valla, coloca el ángulo de esa manera.
  • No utilices las bases de los contenedores, procura que la raíz esté bien drenada.
  • Poda en las temporadas de otoño o al inicio de la primavera.