La Hierbabuena es una planta perenne que deriva de la menta. Posee hojas muy fragantes, de pequeñas flores purpuras, rosadas o blancas que conservan un sabor afrutado realmente aromático. Existen muchas variedades fragantes, brillantes, difusas, lisas o arrugadas. Sigue leyendo y aprende todo lo necesario para cultivarlas perfectamente.

Generalmente, se utilizan como brotes del jardín cubiertos de tierra. Son tan hermosas como los beneficios de su funcionabilidad. Afortunadamente, prosperan en el sol y a la sombra en cualquier parte del mundo.

Resulta tan amada, que se puede encontrar creciendo en la naturaleza en casi todos los países del planeta. Este cruce híbrido entre la menta de agua y la menta verde se ha utilizado por años en platos de comida, bálsamos herbarios y tónicos.

Esta hierba al estar sembrada, se distingue por poseer ciertas características como:

  • Tallo redondo, entre tonos rojizo y verde, de sabor un poco amargo.
  • Los tonos rojos también son visibles en las hojas.
  • Sus ramas se extienden de un metro a un metro y medio.
  • Sus flores atractivas aparecen durante los meses de julio y agosto.

Como híbrido, rara vez produce semillas y la mayoría de las que produce son estériles. Al igual que otras mentas, la Hierbabuena se propaga vigorosamente por los corredores que viajan justo debajo de la superficie del suelo y emergen como una nueva planta.

Todos los tipos de menta son de crecimiento rápido, que se diseminan en el lugar de su siembra, por lo que debes darle espacio para esparcirse sin bloquear el camino de otras, o sembrarlos en una maceta.

En el lugar correcto, hacen una cubierta de tierra bastante estacional. De igual manera, también pueden sembrarse en lugares más apretados, como una pasarela o pasillo donde los pies rocen por el contrario las hojas y liberen su fragancia.

Plantación de Hierbabuena

Por ser plantas perennes vigorosas que prosperan en los suelos ligeros con buen drenaje, es decir necesitan de un lugar húmedo pero bien drenado. Pueden producir una cantidad ilimitada de hojas, ya que es de rápido cultivar y puede soportar la mayoría de las condiciones climáticas.

Uno de los grandes beneficios de sembrarlas, es que la mayoría de sus especies toleran el sol directo por horas, un poco de sombra, y en ocasiones requieren protección contra el sol directo.

Para obtener un crecimiento adecuado en áreas confinadas como envases o contenedores:

  • Siembra a finales del invierno o principios de la primavera.
  • Siembra una o dos compradas, (o uno o dos cortes de un amigo) a unos 30cm de distancia en suelo húmedo. Rápidamente, las plantas cubrirán el suelo.
  • Utiliza una capa fina de compuesto o fertilizante.
  • Selecciona un área húmeda en el jardín, preferiblemente en pleno sol o sombra parcial.

En un primer momento, los brotes de la Hierbabuena se desarrollan en grupos de arbustos bien formados y verticales, sin embargo, al pasar un tiempo se disponen a conquistar otros territorios con corredores horizontales. Es importante que no bloquees el avance de la hierba, podría llegar a crecer hasta un metro y medio en 1 año.

Cuidados de la Hierbabuena

Aunque el cuidado es un poco más complicado que simplemente pegarlo en el suelo, ciertamente no es complicado. Afortunadamente, se necesita de un cuidado mínimo. Si tienes dudas para su cuidado adecuado, acércate hasta el proveedor de artículos de jardinería más cercano.

A continuación compartimos contigo los cuidados más generales para un desarrollo óptimo:

  • Asegúrate de regarlas con regularidad para mantener el suelo uniformemente húmedo, más no empapado.
  • Evita someterla a condiciones secas.
  • Utiliza un mantillo ligero, para ayudar a mantener el suelo húmedo y las hojas limpias.
  • Se benefician de la cosecha y poda.
  • Reponer el fertilizante cada dos meses.
  • Mientras que el sol parcial es suficiente, la siembra en pleno sol aumentará la potencia de sus aceites y cualidades medicinales.
  • Muévelas a una nueva ubicación cada tres o cuatro años, porque tienden a debilitarse y convertirse en espinosos si se dejan en el mismo lugar durante demasiado tiempo.

Plagas o enfermedades

Aunque es una planta fuerte y resistente, cuando es joven es más vulnerable a las moscas blancas y negras, ácaros de araña, caracoles, así como a las babosas. Para controlarlo, procura utilizar un insecticida natural como el bicarbonato de sodio disuelto en agua y rocía con un atomizador cada cierto tiempo.

De igual manera, para eliminar los gusanos cortados, escarabajos y otros insectos comedores de hojas utiliza un aerosol insecticida de jabón para eliminarlos. Sin embargo, también surgen otros problemas que van más allá, como:

  • Moho pulverulento
  • Moho
  • Mancha foliar
  • Antracnosis

Algunas de las mejores maneras para controlar esta situación van desde una buena rotación de cultivos, evitar la sobre fertilización, no regar por encima de las plantas especialmente cuando pueden permanecer mojadas durante la noche y la poda en la temporada de otoño.

Consejos y recomendaciones

Para nadie es un secreto que las hojas frescas de la Hierbabuena, son una verdadera delicia. En el jardín de la casa, dos plantas de menta suelen ser suficientes para el suministro de esta hierba a lo largo de la temporada de crecimiento.

Si ya posees alguna sembrada o aun no te decides a tenerla, asegúrate de considerar los consejos que compartiremos contigo para obtener una cosecha exitosa de esta maravillosa hierba aromática.

  • Si decides sembrar en el jardín, hazlo cerca de los tomates, brócoli y col rizada.
  • Son de poca profundidad y fáciles de extraer, por lo que no hay motivo para preocuparse, siempre y cuando se le proporcione las barreras físicas como paredes, pasarelas o contenedores.
  • Justo antes de la floración, corta los tallos a 2cm de separación del suelo para mantenerlo durante unos días en agua.
  • La mejor manera para propagarlas, consiste en tomar los cortes que más te gusten. Toma los tallos enraizados y plántalos horizontalmente en el suelo.
  • Se puede secar y almacenar como cualquier hierba o especia en un recipiente hermético.
  • Una vez que alcance los 10cm, se pueden mover hacia el jardín.
  • Sembrar preferiblemente en contenedor.
  • Las macetas colgantes o que se encuentran a un nivel alto, necesitaran protección invernal en los climas fríos.
  • Es útil para los jardineros que poseen variedad de plantas pues repele las hormigas y atrae abejas e insectos beneficiosos.
  • Evita plantarlo cerca del perejil o de la manzanilla.